Michelle Quevedo, Movimiento por Nuestros Desaparecidos en México, en Ottawa. Foto: AI

La inclaudicable búsqueda de justicia de Michelle Quevedo

Share

La tragedia nos cambió la vida totalmente. Durante cuatro años estuvimos buscando a mi hermanito Gerson, a eso nos dedicamos. En México, si no los buscas tú como familiar, el gobierno no lo va a hacer.

Escuche

Mi nombre es Margarita Michelle Quevedo Orozco. Mi hermanito Gerson Quevedo Orozco, estudiante de arquitectura fue secuestrado el 15 de Marzo del 2014 a la edad de 19 años, en Medellín, Veracruz, México.  Mi hermanito menor de 15 años Alan Enrique y mi novio Miguel Eliacim Caldelas Morales de 25 años fueron asesinados tratado de rescatar a mi hermano Gerson, cuyos restos fueron encontrados 9 meses después.

Quien dice Veracruz piensa automáticamente en las centenares de madres que recorren cada día hospitales y morgues en busca de sus hijos desaparecidos.

A la crisis de desaparecidos en Veracruz, el segundo Estado más poblado de México se suma la corrupción y el saqueo durante el período del exlcalde Javier Duarte (2010-2016), considerado uno de las más inmorales de la historia reciente de México.

La tragedia de una familia

La desaparición de parte de la familia de Michelle fue obra del cártel Jalisco nueva generación en complicidad con el gobierno lo que hace muy difícil obtener justicia. Durante el secuestro de sus hermanos y su novio estaba gobernando Javier Duarte, hoy en prisión, y hace unas semanas acaban de detener a una veintena de policías por desaparición forzada, que estuvieron en el período de Duarte, dice Michelle.

Este caso podría ser histórico ya que, por primera vez, la fiscalía de un estado utiliza la teoría de la ‘autoría mediata’ para establecer responsabilidad. Esto significa que los altos mandos, hoy procesados, habrían instrumentado una estrategia para realizar desapariciones de manera sistemática.

Es decir que se puede demostrar que existía una política consistente en detectar, detener y desaparecer a personas supuestamente vinculadas a la delincuencia organizada.

Oficialmente hay más de 34 000 personas desaparecidas en México. Pero los organismos de derechos humanos creen que son muchos más.

Alan Enrique Quevedo

Una ley para enfrentar la grave crisis de desapariciones

En noviembre pasado la  Cámara de Diputados de México aprobó la Ley General en materia de Desaparición Forzada de Personas y Desaparición cometida por Particulares. Michelle Quevedo y las familias que conforman el Movimiento por Nuestros Desaparecidos en México (MovNDmx) saludaron la aprobación de dicha Ley, por ser el resultado de tres años de trabajo por parte de más de 60 colectivos de familiares y organizaciones de la sociedad civil (OSC).

De implementarse de manera efectiva, será una importante herramienta para enfrentar la grave crisis de desapariciones en México.

Michelle Quevedo, quien estuvo recientemente en Ottawa, junto a una delegación de organismos de derechos humanos, se reunió con varios miembros del Parlamento  y organizaciones civiles enfocadas en derechos humanos en Canadá,  pidiendo que observaran este proceso de implementación de la Ley. Ella y las organizaciones así como las familias de desaparecidos  creen que es importante tener el apoyo internacional para presionar más al gobierno, porque así se darán cuenta que están vigilados a nivel internacional y tendrán más presión para resolver esa crisis de derechos humanos.

Esa ley permitió crear un Sistema Nacional de Búsqueda, una Comisión Nacional de Búsqueda y 32 Comisiones Locales de Búsqueda de personas desaparecidas, estructuras que incorporan la participación de familiares y organizaciones de la sociedad civil, para dar con el paradero de las personas desaparecidas.

Pero eso no es todo.  La ley reconoce y sanciona los delitos de desaparición forzada y desaparición cometida por particulares; promueve investigaciones exhaustivas -mediante la creación de Fiscalías Especializadas-; y establece mejores condiciones para acercarnos a la verdad, la justicia, el castigo a los culpables, y  para romper los patrones crónicos de impunidad que envuelven a esta práctica atroz.

Miguel Eliacim Caldelas Morales

El futuro de Michelle

A partir de la tragedia que envolvió a la familia, Michelle y su madre decidieron ayudar a otras familias que también están pasando por ese proceso, bastante complicado. En estos momentos Michelle, Licenciada en Comercio Internacional y Aduanas,  está concursando la carrera de criminalística, lo que la habilita para ayudar en el tema de investigación. Y eso, dice, “nos ayuda a fortalecernos, porque el hecho de poder ayudar  un poco a otra persona nos da más fuerza para seguir adelante. Y también estamos exigiendo justicia por mi hermano.”

Michelle nos cuenta cómo fueron los momentos de la trágica desaparición de sus hermanos y de su novio y los pasos que dieron para encontrarlos.

Esto y mucho más en la entrevista que Michelle Quevedo, del Movimiento por Nuestros Desaparecidos en México, le dio a Radio Canadá Internacional.

Share
Etiquetado con: , ,
Publicado en:

¿Encontró un error? ¡Pulse aquí!

@*@ Comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 caracteres disponibles

Aclaración: al enviarnos su comentario, usted reconoce que Radio Canadá Internacional tiene derecho a reproducir y a difundir el mismo, total o parcialmente, de la forma que fuere. Cabe destacar que Radio Canadá Internacional no endosa las opiniones vertidas por los internautas. Sus comentarios serán leídos y publicados si respetan las condiciones de nuestro sitio internet, aquí denominadas “Netiquette”.

Reglas de utilización »

Al verter sus opiniones en un foro público, debe ser igual de cortés que si estuviera frente a un interlocutor. No se tolerarán ataques ni insultos personales. Una cosa es no estar de acuerdo con una opinión, una idea o un hecho, y otra es faltar el respeto al prójimo. Las personas elocuentes no siempre están de acuerdo, y justamente ahí reside el interés de los foros.

La "netiquette" es el conjunto de reglas de conducta que rigen el comportamiento de los internautas. Antes de intervenir en una tribuna, es importante conocer estas reglas. Caso contrario, usted corre el riesgo de ser expulsado.

  1. Los foros de RCInet.ca no son anónimos. Al inscribirse, los usuarios deben ingresar su nombre, apellido y lugar de residencia. Estos datos aparecerán junto al comentario. RCInet.ca se reserva el derecho de no publicar un comentario si duda de la identidad de su autor.
  2. La usurpación de identidad con la intención de inducir a error o de perjudicar a un tercero es una infracción grave plausible de expulsión.
  3. Los foros de RCInet.ca están abiertos a todos, sin distinción de edad, origen étnico, religión, género ni orientación sexual.
  4. Las declaraciones difamatorias, agresivas, racistas, xenófobas, homofóbicas, sexistas o prejuiciosas hacia algún origen étnico, religión o franja etaria no serán publicadas.
  5. En Internet, las mayúsculas equivalen a gritos y pueden ser interpretadas como un signo de agresividad, lo cual resulta desagradable para los demás. Todo mensaje que contenga una o varias palabras en mayúscula (con excepción de las siglas y los acrónimos) será rechazado. Igual suerte correrán los mensajes que contengan una o varias palabras en letra negrita, itálica o subrayada.
  6. El lenguaje vulgar, obsceno o malintencionado está prohibido. Los foros son lugares públicos y sus declaraciones podrían herir la sensibilidad de otros internautas. Las personas que utilicen un lenguaje grosero serán expulsadas.
  7. El respeto mutuo es una condición de base. Por eso mismo está prohibido injuriar, amenazar o acosar a otro usuario. Usted puede expresar su desacuerdo sin atacar al prójimo.
  8. El intercambio de opiniones y puntos de vista discordantes es un elemento clave en todo debate sano, pero no debe transformarse en un diálogo ni en una discusión privada entre dos participantes que se interpelan sin importarles lo que piensen los demás. Los mensajes de esta naturaleza no serán publicados.
  9. Radio Canadá Internacional emite en cinco lenguas. Los debates en los foros deben realizarse en la misma lengua que el contenido al que hacen referencia. El uso de otras lenguas, con excepción de unas pocas palabras, está prohibido.
  10. Los mensajes que no tengan relación con el tema comentado no serán publicados.
  11. El envío reiterado de un mismo mensaje perjudica el intercambio de opiniones y por ende no será tolerado.
  12. La inserción de imágenes o de cualquier otro tipo de archivo en un comentario está prohibida. La inclusión de hipervínculos hacia otros sitios está permitida, a condición de que se respete la “netiquette”. Sin embargo, Radio Canadá Internacional no es responsable del contenido de estos sitios externos.
  13. La copia de texto de un tercero, aun cuando se incluya la referencia al autor, es inaceptable si la citación constituye la mayor parte del comentario.
  14. La publicidad y la convocación a movilizaciones, de cualquier forma que fuere, está prohibida en los foros de Radio Canadá Internacional.
  15. Todos los comentarios y contenidos son evaluados antes de su publicación. Radio Canadá Internacional se reserva el derecho de no publicar los mensajes de los internautas.
  16. En todo momento y sin preaviso, Radio Canadá Internacional se reserva el derecho de cerrar un foro.
  17. Radio Canadá Internacional se reserva el derecho de modificar este conjunto de reglas de conducta (netiquette) en cualquier momento y sin preaviso.
  18. Al participar en un foro, usted autoriza a Radio Canadá Internacional a publicar sus comentarios en Internet por un periodo de tiempo indeterminado. Esto significa asimismo que los mensajes serán indexados por los motores de búsqueda de Internet.
  19. Radio Canadá Internacional no está obligada, bajo ningún punto de vista, a retirar sus comentarios de Internet, aunque usted así lo requiriere. Por este motivo, le rogamos que reflexione detenidamente sobre el contenido y las posibles consecuencias de los mensajes que nos envía.

*