@*@ Header

Fernanda Yanchapaxi y su hija Manuela Simone
Crédito de la foto: Fernanda Yanchapaxi

Fernanda Yanchapaxi , educar para reconciliar

Yo sigo creyendo, y en eso soy muy canadiense, que la educación es una herramienta para la reconciliación. Creo que es lo único que nos va a permitir trabajar todos y todas. 

Fernanda Yanchapaxi, educadora canadiense-ecuatoriana

Escuche

La percepción de Fernanda sobre la importancia que hay que darle a la educación se acerca en parte a la teoría del brasileño Paulo Freyre.  Éste se refería a una pedagogía del oprimido, que postula modelos de ruptura, de cambio y de transformación total en la sociedad. Para Freyre toda la tarea de educar sólo es auténticamente humanista en la medida en que procure la integración del individuo a su realidad nacional, entre otros postulados.

Conversar con Fernanda Yanchapaxi, nos hace darnos cuenta inmediatamente  sobre su vocación educativa, en un marco de pedagogía crítica y anti racista.

“Creo que lo que aprendí dentro de las comunidades indígenas  y de la educación que recibí en Canadá fue que la educación no era el fin sino el medio para poder llegar a las personas, para que éstas tengan las facultades y las capacidades y la conciencia crítica que necesitan para cambiar el mundo.”

Fernanda es indígena, activista y defensora de los derechos de los pueblos indígenas.  También socióloga ecuatoriana especialista en educación. Vive en Toronto desde hace 8 años y tiene más de 11 años de experiencia trabajando con jóvenes de los grupos considerados más vulnerables, como los inmigrantes o los indígenas.

Fernanda ha diseñado marcos educativos para orientar a profesores a trabajar por la reconciliación entre indígenas y no indígenas a través de modelos de aprendizaje transformador.

El aporte de Canadá a la formación de Fernanda

“Cuando fui a Canadá, siendo muy joven, participé en un programa de educación comunitaria en el Norte. Allí tuve la oportunidad de vivir en una comunidad indígena Cree durante algunos meses. En ese momento me di cuenta que Canadá era mucho más que lo que se pintaba, y de que teníamos muchas similitudes entre su realidad con la nuestra.

Cuando regresé nuevamente a Canadá creo que unos de mis primeros intentos, aparte de conectarme con la comunidad latina, fue hacerlo con las comunidades indígenas, intentar conocer y aprender lo más que pudiera de ellas, de los sistemas de gestión exitosos que tenían o que no funcionaban muy bien. De cómo funcionaba el aparato del Estado para poder responder a las demandas. Recopilé toda la información que necesitaba para ver en qué medida eso se aplicaba a Ecuador.  Ese fue el aporte de Canadá a mi educación”.

Como investigadora, Fernanda ha centrado su trabajo en la deserción escolar de jóvenes inmigrantes y su correlación con los procesos de movilización humana y discriminación sistémica dentro de los sistemas escolares. Esa experiencia la desarrolló en Toronto.

Cuando se mudó a vivir a Canadá se encontró con esa sorpresa. Se dio cuenta que había un porcentaje bastante alto de chicos que entraban en las escuelas y que no la terminaban. Las comunidades indígenas, afro descendiente, latina,  mostraban un alto índice de deserción escolar. Eso la sorprendió.

“Porque cuando uno no vive en Canadá, la idea que se tiene del país es de un sistema escolar en el que todos pueden ingresar, migrantes y no migrantes, independientemente de su estatus migratorio, pueden ingresar y cumplir sus sueños. Entonces empecé a interesarme en ver lo que pasaba”.

Fernanda dice que las hipótesis de la investigación apuntaban a que esos chicos tenían que dedicar parte de su tiempo  a otras actividades para sostener a sus familias, que vivían estresados por el cambio, por el aprendizaje del idioma, por sentir que tenían que esforzarse más en relación con sus otros compañeros.

También, les afectaba mucho la separación sufrida con su país y el esfuerzo de integrarse a las comunidades nuevas en donde se estaban asentando.

“Y el sistema de educación no favorecía tampoco esos procesos de adaptación y de culminación exitosa de sus estudios”.

Había que combatir prejuicios respecto a que los chicos no tenían las mismas capacidades que los otros, por ejemplo. Y hacer frente a otras dificultades, por ejemplo, muchos de los profesores no manejaban el idioma de los padres cuando había reuniones, o convocaban a los padres en un horario en el que ellos trabajaban.   Otros de los puntos señalados por la educadora es el bajo porcentaje de profesores latinos en las escuelas.

Las pistas para solucionar el problema de deserción escolar:

Formar consejos de padres para que tengan un poco más de incidencia en la toma de decisiones en las escuelas, apunta Fernanda. Realizar actividades extracurriculares para poder trabajar con personas de las mismas comunidades y poder reforzar la parte del idioma.  Permitir ingresar a todos los estudiantes independientemente de su estatus migratorio y que las escuelas sean consideradas espacios protegidos de los oficiales de inmigración.

Conectando Canadá y Ecuador

Actualmente, Fernanda se encuentra en Ecuador, donde fue llamada por su gobierno para liderar la definición de política pública para la inserción del Diálogo de Saberes y la Interculturalidad en los programas de Educación Superior, Ciencia, Tecnología e Innovación de su país.

“Una de las primeras cosas que más me ha servido ahora en Ecuador, fue poder concebir un sistema de práctica y de aprendizaje a través de la experiencia exitosa de algunas cosas que se pueden implementar”.

Por ejemplo, dice Fernanda,  el Ecuador que ella dejó es muy diferente al de ahora. Destaca en ese sentido los avances en materia de educación superior y la apertura al conjunto de la sociedad.

En Canadá, explica, existen programas exitosos en las universidades que tienen dentro de su curriculum  un enfoque intercultural, indígena, donde se pueden encontrar leyes indígenas, medicinas indígenas. Se puede estudiar relaciones internacionales indígenas, cosas que en Ecuador no se concibe todavía porque no se conocen estas buenas prácticas  que existen en otros países, señala. Y de cómo estas prácticas  pueden ser incorporadas al sistema y no ser menospreciadas por ser tradicionales  y aborígenes o porque no responden al conocimiento occidental que lidera la educación.

“Entonces mi responsabilidad es buscar dentro de estos espacios de Ciencia, Tecnología e Innovación cuáles son las oportunidades para que podamos ingresar y considerar a los conocimientos que tienen las comunidades indígenas y afro descendientes, y cómo aportan legítimamente con sus conocimientos a la gestión y promoción del conocimiento en ciencia, tecnología e innovación. Es bastante nuevo y me siento muy honrada de tener la oportunidad de trabajar con un equipo intercultural. Una de las cosas que he aprendido en Canadá es que no se puede hablar de interculturalidad a menos que se la practique”.

Fernanda regresará pronto a Canadá. Y lo hará enriquecida aún más por la oportunidad que tuvo de confirmar/confrontar sus conocimientos adquiridos en Canadá con los de la nueva realidad de su país.

Esto y mucho más en la entrevista de Fernanda Yanchapaxi, educadora, al micrófono de Leonora Chapman.

Etiquetado con: , , ,
Publicado en: Canadá, Derechos Humanos, Entrevista, Indígenas, Inmigración y Refugiados, Sociedad

¿Encontró un error? ¡Pulsa aquí!

@*@ Comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 caracteres disponibles

Aclaración: al enviarnos su comentario, usted reconoce que Radio Canadá Internacional tiene derecho a reproducir y a difundir el mismo, total o parcialmente, de la forma que fuere. Cabe destacar que Radio Canadá Internacional no endosa las opiniones vertidas por los internautas. Sus comentarios serán leídos y publicados si respetan las condiciones de nuestro sitio internet, aquí denominadas “Netiquette”.

Reglas de utilización »

Al verter sus opiniones en un foro público, debe ser igual de cortés que si estuviera frente a un interlocutor. No se tolerarán ataques ni insultos personales. Una cosa es no estar de acuerdo con una opinión, una idea o un hecho, y otra es faltar el respeto al prójimo. Las personas elocuentes no siempre están de acuerdo, y justamente ahí reside el interés de los foros.

La "netiquette" es el conjunto de reglas de conducta que rigen el comportamiento de los internautas. Antes de intervenir en una tribuna, es importante conocer estas reglas. Caso contrario, usted corre el riesgo de ser expulsado.

  1. Los foros de RCInet.ca no son anónimos. Al inscribirse, los usuarios deben ingresar su nombre, apellido y lugar de residencia. Estos datos aparecerán junto al comentario. RCInet.ca se reserva el derecho de no publicar un comentario si duda de la identidad de su autor.
  2. La usurpación de identidad con la intención de inducir a error o de perjudicar a un tercero es una infracción grave plausible de expulsión.
  3. Los foros de RCInet.ca están abiertos a todos, sin distinción de edad, origen étnico, religión, género ni orientación sexual.
  4. Las declaraciones difamatorias, agresivas, racistas, xenófobas, homofóbicas, sexistas o prejuiciosas hacia algún origen étnico, religión o franja etaria no serán publicadas.
  5. En Internet, las mayúsculas equivalen a gritos y pueden ser interpretadas como un signo de agresividad, lo cual resulta desagradable para los demás. Todo mensaje que contenga una o varias palabras en mayúscula (con excepción de las siglas y los acrónimos) será rechazado. Igual suerte correrán los mensajes que contengan una o varias palabras en letra negrita, itálica o subrayada.
  6. El lenguaje vulgar, obsceno o malintencionado está prohibido. Los foros son lugares públicos y sus declaraciones podrían herir la sensibilidad de otros internautas. Las personas que utilicen un lenguaje grosero serán expulsadas.
  7. El respeto mutuo es una condición de base. Por eso mismo está prohibido injuriar, amenazar o acosar a otro usuario. Usted puede expresar su desacuerdo sin atacar al prójimo.
  8. El intercambio de opiniones y puntos de vista discordantes es un elemento clave en todo debate sano, pero no debe transformarse en un diálogo ni en una discusión privada entre dos participantes que se interpelan sin importarles lo que piensen los demás. Los mensajes de esta naturaleza no serán publicados.
  9. Radio Canadá Internacional emite en cinco lenguas. Los debates en los foros deben realizarse en la misma lengua que el contenido al que hacen referencia. El uso de otras lenguas, con excepción de unas pocas palabras, está prohibido.
  10. Los mensajes que no tengan relación con el tema comentado no serán publicados.
  11. El envío reiterado de un mismo mensaje perjudica el intercambio de opiniones y por ende no será tolerado.
  12. La inserción de imágenes o de cualquier otro tipo de archivo en un comentario está prohibida. La inclusión de hipervínculos hacia otros sitios está permitida, a condición de que se respete la “netiquette”. Sin embargo, Radio Canadá Internacional no es responsable del contenido de estos sitios externos.
  13. La copia de texto de un tercero, aun cuando se incluya la referencia al autor, es inaceptable si la citación constituye la mayor parte del comentario.
  14. La publicidad y la convocación a movilizaciones, de cualquier forma que fuere, está prohibida en los foros de Radio Canadá Internacional.
  15. Todos los comentarios y contenidos son evaluados antes de su publicación. Radio Canadá Internacional se reserva el derecho de no publicar los mensajes de los internautas.
  16. En todo momento y sin preaviso, Radio Canadá Internacional se reserva el derecho de cerrar un foro.
  17. Radio Canadá Internacional se reserva el derecho de modificar este conjunto de reglas de conducta (netiquette) en cualquier momento y sin preaviso.
  18. Al participar en un foro, usted autoriza a Radio Canadá Internacional a publicar sus comentarios en Internet por un periodo de tiempo indeterminado. Esto significa asimismo que los mensajes serán indexados por los motores de búsqueda de Internet.
  19. Radio Canadá Internacional no está obligada, bajo ningún punto de vista, a retirar sus comentarios de Internet, aunque usted así lo requiriere. Por este motivo, le rogamos que reflexione detenidamente sobre el contenido y las posibles consecuencias de los mensajes que nos envía.

*