Photo Credit: Archivos Canada

100 años de la primera Expedición canadiense al Ártico

Share

Durante su viaje en agosto de 1913 el Karluk quedó atrapado en el hielo del Ártico, mientras se dirigía a un punto de encuentro en la isla Herschel. Después de una larga deriva en el Mar de Beaufort y el Mar de Chukchi, el barco fue aplastado por el hielo y se hundió.  Once hombres murieron antes que la ayuda pudiera llegar . Uno de ellos fue el capitan Peter Bernard.

100 años después de la muerte del capitán durante esa expedición en el Ártico, un equipo de científicos se lanza sobre sus pasos  y espera  resolver el misterio que rodea su desaparición.

Escuche
null

El Capitán Peter Bernard de la Isla del Prince Edward Island formaba parte de un grupo de unas veinte personas, científicos y  tripulación, que navegó hacia el Ártico a bordo del Karluk, en el marco de una expedición de mapeo de zonas inexploradas del mundo, que tuvo lugar desde 1913 hasta 1918.

Como era el caso durante las primeras expediciones al  lejano Ártico, el Karluk no tenía absolutamente la capacidad  de enfrentar las condiciones extremas del Polo Norte. La expedición, condenada de antemano, vio perecer más de la mitad de sus miembros, entre ellos el capitán Bernard, en 1917.

El científico e historiador de Ottawa David Gray creó un equipo multidisciplinario para lanzar una «expedición homenaje del centenario», que aspira comprender algo de la realidad de la expedición y, de ser posible, tratar de aprender más acerca de cómo murió el capitán Bernard.

Documentación incompleta

«Hasta la fecha, el sitio nunca ha sido plenamente documentado. Hay una gran cantidad de artefactos en el suelo, restos de la nave, etc. Además, debido a la acción de las olas, las mareas y la falta de hielo, todo  está desapareciendo «, dijo David Gray.

null
David Gray a la izquierda

El equipo del profesor Gray quiere encontrar pistas, respuestas a lo que le sucedió a este hombre originario de Nail Pond en la isla de Prince Edward.  Y hay un fuerte entusiasmo en el grupo que va a rehacer el camino de la primera expedición en el ártico canadiense hace 100 años. «Esta expedición, hace 100 años, sentó las bases de lo que ahora sabemos sobre el Ártico, tanto de  la historia natural como del ser humano. Peter Bernard estaba en el corazón de esta primera expedición «, dice David Gray.

Desde hace cuatro años, la Sra. Beulah Costain estudia el misterio de la desaparición del capitán Bernard y la supervivencia de su sobrino y miembro de la expedición, Joseph Bernard. A ella le gustaría que la historia de la isla sea más conocida.

null
© CBC

«Todos sabemos sobre el capitán Cook, Cristóbal Colón y Jacques Cartier. Es hora de que los nombres de Peter y de Joseph Bernard  sean parte de nuestra historia».  Beulah Costain

La Expedición canadiense bajo el mando del antropólogo Vilhjalmur Stefansson

La expedición  ártica es el último viaje del  Karluk, el buque insignia de la Expedición del Ártico canadiense (1913-1918), que terminó con la pérdida de la nave y la muerte de casi la mitad de su tripulación.

Durante su viaje en agosto de 1913 el Karluk, un bergantín antiguamente utilizado para la caza de ballenas, quedó atrapado en el hielo del Ártico, mientras se dirigía a un punto de encuentro en la isla Herschel. Después de una larga deriva en el Mar de Beaufort y el Mar de Chukchi, el barco fue aplastado por el hielo y se hundió.

En los meses que siguieron, la tripulación y el personal de la expedición lucharon por sobrevivir, primero en el hielo y más tarde en las costas de la isla de Wrangel. En total, once hombres murieron antes que la ayuda pudiera llegar a ellos.

null
Los sobrevivientes del barco Karluk © Wikipedia

La Expedición ártica canadiense fue organizada bajo la dirección del antropólogo canadiense Vilhjalmur Stefansson y tenía metas tanto científicas como geográficas.

Poco después de que el Karluk, fuera atrapado Stefansson y un pequeño equipo abandonaron el barco para ir a la caza del caribú. A medida que el Karluk derivaba en el hielo, el equipo fue incapaz de volver a bordo. Por lo tanto, Stefansson se dedica a los otros objetivos de la expedición, dejando a la tripulación y el personal de a bordo de la nave a cargo de su capitán Robert Bartlett.

Tras el hundimiento, Bartlett organizó una marcha a Wrangel Island a 130 kilómetros de distancia. Las condiciones del hielo eran difíciles y peligrosas, y dos grupos de cuatro hombres cada uno se perdieron en el intento de llegar a la isla.

 

null
El Karluk, prisionero de los hielos © Archivos Canada

Después de que los sobrevivientes desembarcaron, Bartlett, acompañado por un solo compañero Inuit, partió hacia la costa de Siberia. A partir de ahí, después de varias semanas de arduo viaje, Bartlett llegó finalmente a Alaska, pero las condiciones del hielo impidieron cualquier misión de rescate en lo inmediato por lo que el equipo se quedó atrás.

Sobrevivieron cazando, pero carecían de comida y estaban preocupados por las  divisiones internas. Antes de su rescate en septiembre de 1918, otros tres hombres resultaron muertos, dos de enfermedad y el otro en circunstancias violentas.

null
© Archivos Canada

 

Share
Categorías: Historia, Medioambiente
Etiquetas:

¿Encontró un error? ¡Pulse aquí!

@*@ Comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 caracteres disponibles

Aclaración: al enviarnos su comentario, usted reconoce que Radio Canadá Internacional tiene derecho a reproducir y a difundir el mismo, total o parcialmente, de la forma que fuere. Cabe destacar que Radio Canadá Internacional no endosa las opiniones vertidas por los internautas. Sus comentarios serán leídos y publicados si respetan las condiciones de nuestro sitio internet, aquí denominadas “Netiquette”.

Reglas de utilización »

Al verter sus opiniones en un foro público, debe ser igual de cortés que si estuviera frente a un interlocutor. No se tolerarán ataques ni insultos personales. Una cosa es no estar de acuerdo con una opinión, una idea o un hecho, y otra es faltar el respeto al prójimo. Las personas elocuentes no siempre están de acuerdo, y justamente ahí reside el interés de los foros.

La "netiquette" es el conjunto de reglas de conducta que rigen el comportamiento de los internautas. Antes de intervenir en una tribuna, es importante conocer estas reglas. Caso contrario, usted corre el riesgo de ser expulsado.

  1. Los foros de RCInet.ca no son anónimos. Al inscribirse, los usuarios deben ingresar su nombre, apellido y lugar de residencia. Estos datos aparecerán junto al comentario. RCInet.ca se reserva el derecho de no publicar un comentario si duda de la identidad de su autor.
  2. La usurpación de identidad con la intención de inducir a error o de perjudicar a un tercero es una infracción grave plausible de expulsión.
  3. Los foros de RCInet.ca están abiertos a todos, sin distinción de edad, origen étnico, religión, género ni orientación sexual.
  4. Las declaraciones difamatorias, agresivas, racistas, xenófobas, homofóbicas, sexistas o prejuiciosas hacia algún origen étnico, religión o franja etaria no serán publicadas.
  5. En Internet, las mayúsculas equivalen a gritos y pueden ser interpretadas como un signo de agresividad, lo cual resulta desagradable para los demás. Todo mensaje que contenga una o varias palabras en mayúscula (con excepción de las siglas y los acrónimos) será rechazado. Igual suerte correrán los mensajes que contengan una o varias palabras en letra negrita, itálica o subrayada.
  6. El lenguaje vulgar, obsceno o malintencionado está prohibido. Los foros son lugares públicos y sus declaraciones podrían herir la sensibilidad de otros internautas. Las personas que utilicen un lenguaje grosero serán expulsadas.
  7. El respeto mutuo es una condición de base. Por eso mismo está prohibido injuriar, amenazar o acosar a otro usuario. Usted puede expresar su desacuerdo sin atacar al prójimo.
  8. El intercambio de opiniones y puntos de vista discordantes es un elemento clave en todo debate sano, pero no debe transformarse en un diálogo ni en una discusión privada entre dos participantes que se interpelan sin importarles lo que piensen los demás. Los mensajes de esta naturaleza no serán publicados.
  9. Radio Canadá Internacional emite en cinco lenguas. Los debates en los foros deben realizarse en la misma lengua que el contenido al que hacen referencia. El uso de otras lenguas, con excepción de unas pocas palabras, está prohibido.
  10. Los mensajes que no tengan relación con el tema comentado no serán publicados.
  11. El envío reiterado de un mismo mensaje perjudica el intercambio de opiniones y por ende no será tolerado.
  12. La inserción de imágenes o de cualquier otro tipo de archivo en un comentario está prohibida. La inclusión de hipervínculos hacia otros sitios está permitida, a condición de que se respete la “netiquette”. Sin embargo, Radio Canadá Internacional no es responsable del contenido de estos sitios externos.
  13. La copia de texto de un tercero, aun cuando se incluya la referencia al autor, es inaceptable si la citación constituye la mayor parte del comentario.
  14. La publicidad y la convocación a movilizaciones, de cualquier forma que fuere, está prohibida en los foros de Radio Canadá Internacional.
  15. Todos los comentarios y contenidos son evaluados antes de su publicación. Radio Canadá Internacional se reserva el derecho de no publicar los mensajes de los internautas.
  16. En todo momento y sin preaviso, Radio Canadá Internacional se reserva el derecho de cerrar un foro.
  17. Radio Canadá Internacional se reserva el derecho de modificar este conjunto de reglas de conducta (netiquette) en cualquier momento y sin preaviso.
  18. Al participar en un foro, usted autoriza a Radio Canadá Internacional a publicar sus comentarios en Internet por un periodo de tiempo indeterminado. Esto significa asimismo que los mensajes serán indexados por los motores de búsqueda de Internet.
  19. Radio Canadá Internacional no está obligada, bajo ningún punto de vista, a retirar sus comentarios de Internet, aunque usted así lo requiriere. Por este motivo, le rogamos que reflexione detenidamente sobre el contenido y las posibles consecuencias de los mensajes que nos envía.

*