El general Tom Lawson, segundo desde la derecha, jefe del estado mayor de la defensa, habla en una conferencia de prensa en Ottawa 30 de abril tras la publicación de un informe sobre la mala conducta sexual en las Fuerzas Canadienses. Marie Deschamps, ex juez de la Corte Suprema de Justicia y autora del informe está a la derecha, y el General de División Christine Whitecross, extrema izquierda, está presentando la respuesta de los militares.
Photo Credit: (Adrian Wyld / Canadian Press)

Respuesta restringida del Ejército canadiense a informe de mala conducta sexual

Antes que la jueza retirada  Marie Deschamps presentara su informe condenatorio sobre la mala conducta sexual en las Fuerzas Armadas Canadienses (CAF), el Jefe de Estado Mayor Tom Lawson había ordenado a la fuerza militar encargada de darle seguimiento a dicho informe, de hacer caso omiso de algunas de sus principales recomendaciones.

En una directiva de ejecución enviada a 21 oficiales militares de alto rango el 25 de febrero y obtenida por CBC/Radio Canadá, el general Lawson rechaza la recomendación de la Sra Deschamps de crear un centro independiente para recibir y procesar las denuncias militares.

«Las actuales autoridades encargadas del sistema de justicia  y de  investigación en casos de mala conducta sexual siguen siendo las mismas», escribió entonces el número 1 de las Fuerzas Canadienses, en una sección titulada como «Hipótesis».

Estas «hipótesis», dice el general Lawson «establecen los cimientos del sistema de las exigencias y de la intención de esta directiva de ejecución.»

El Informe Deschamps no había sido revelado públicamente en ese momento, pero la oficina del Jefe de Estado Mayor había obtenido una copia anticipada. La juez retirada finalmente publicó su informe el 30 de abril, en una conferencia de prensa conjunta con el general Lawson.

Según el informe Deschamps, la creación de un centro independiente «es un paso importante hacia la mejora del proceso de tratamiento de los casos de acoso y agresión sexual, además de ser una forma de mostrar a los militares que la FAC toman en serio el problema de las conductas sexuales inapropiadas. »

La juez retirada Deschamps recomendó también que la policía pueda investigar los casos de mala conducta sexual, si la demandante lo requiriese, pero la directiva del estado mayor parece excluir esta opción desde el principio.

En conferencia de prensa, el general Lawson y la mayor general Christine Whitecross,  mandatados de poner en práctica las recomendaciones del informe en la directiva de ejecución del 25 de febrero, han dicho sin embargo que el establecimiento de un centro independiente constituiría  una de las opciones de las Fuerzas Canadienses.

En su directiva de ejecución el general Lawson escribe además que la definición de acoso sexual no será cambiada, a pesar de la recomendación de la Sra Deschamps, quien aboga por «una definición simple y amplia de acoso sexual que abarque a todas las dimensiones de las relaciones entre los militares en las FAC”.

«La definición de acoso según lo establecido por la Junta del Tesoro […] sigue en vigor», escribió. Oficialmente, la dirección del ejército dijo que a raíz del informe Deschamps revisará  «varias de sus definiciones relativas a conductas sexuales inapropiadas.»

Marie Deschamps también ha recibido una copia de la directiva de aplicación del general Lawson.

De hecho, el general Lawson ha aceptado solo dos de las diez recomendaciones del informe Deschamps: que el Ejército reconoce que hay un problema de mala conducta sexual y que es necesario un cambio de cultura. Han sido aceptados Las otras ocho recomendaciones en el informe fueron aceptadas, pero sólo «en principio».

El líder del Nuevo Partido Democrático (NDP), Thomas Mulcair, dice que está «muy decepcionado» y «muy preocupado por la directiva del general Lawson.» Las Fuerzas Armadas canadienses parecen «volver a los viejos hábitos» de «decidir de antemano» de rechazar las recomendaciones de Marie Deschamps, cuando tienen la «obligación», dijo, de seguirlas.

«El problema es con el gobierno. Porque, hasta nuevo aviso, el ejército está bajo la administración civil. […]El Ministro Kenney tiene una obligación de Estado de seguir toda la recomendaciones.» – Thomas Mulcair, NDP Líder

El líder liberal Justin Trudeau dijo por su parte que el enfoque del general Lawson es «injustificable» y que el ejército debe «inmediatamente» poner en práctica las recomendaciones del informe. «Estamos en 2015. Es lo que hay que hacer. «

Categorías: Justicia, Política
Etiquetas: , ,

¿Encontró un error? ¡Pulse aquí!

Por razones que escapan a nuestro control, y por un período de tiempo indefinido, el espacio de comentarios está cerrado. Sin embargo, nuestras redes sociales siguen abiertas a sus contribuciones.