Detalle del afiche de la manifestación pidiendo que la Caja de Depósitos e Inversiones de Quebec (CDPQ) deje de invertir en energías fósiles.

Detalle del afiche de la manifestación pidiendo que la Caja de Depósitos e Inversiones de Quebec (CDPQ) deje de invertir en energías fósiles.
Photo Credit: FDS

Canadienses exigen a fondo público de inversiones que no invierta en energías fósiles

Con una manifestación en Montreal y una carta pública enviada al presidente de la Caja de Depósitos e Inversiones de Quebec (CDPQ), el segundo inversionista institucional estatal más grande en Canadá, ciento de canadienses le exigieron este viernes 8 de septiembre a esta entidad que deje de invertir miles de millones de dólares en las energías fósiles.

Esta manifestación fue organizada por varias organizaciones de la sociedad civil dedicadas a la defensa del medioambiente, entre ellas la Fundación David Suzuki.

Según los organizadores de la manifestación pública, que se congregó en el centro de la ciudad de Montreal, la CDPQ ha incrementado sus inversiones en combustibles fósiles desde la firma del Acuerdo de París en 2015.

En 2016, esta inversora institucional que administra varios planes de pensión y programas de seguros públicos y para-públicos en la provincia canadiense de Quebec, llegó inclusive a aumentar sus inversiones en las industrias causantes del recalentamiento planetario como el carbón, petróleo y el gas.

El monto de esas inversiones hechas con el dinero de los canadienses alcanzó, según los organismos de defensa del medioambiente, a los 16.700 millones mientras que en su cartera de acciones, la proporción de los combustibles fósiles aumentó del 7% al 9,7%.

Construcción de un oleoducto en Canadá.
Construcción de un oleoducto en Canadá. © Kinder Morgan

Los organismos medioambientales sostienen que es con el dinero de la ciudadanía que la CDPQ financia, entre otras cosas, la construcción de oleoductos y la expansión de las arenas bituminosas, con inversiones en compañías petroleras como Enbridge, TransCanada y Kinder Morgan, por nombrar sólo tres.

Según los documentos analizados, entre 2015 y 2016, la Caja de Depósitos e Inversiones de Quebec incrementó sus inversiones en Enbridge en un 48% y TransCanada en un 66%.

En la carta dirigida a Michael Sabia, presidente de la Caja de Depósitos e Inversiones de Quebec, los signatarios destacan su “profundo desacuerdo con el mantenimiento de las inversiones de la Caja de Depósitos e Inversiones de Quebec en el sector de la energía fósil.”

“Como trabajador, jubilado y / o ciudadano de Quebec preocupado por el medio ambiente y por el futuro de nuestros hijos, considero que estas inversiones son incompatibles con mis valores y de la mayoría de mis conciudadanos.”, dice la misiva a la que se pide la adhesión de la población en la provincia francófona de Canadá.

Entrevistado por Radio Canadá Internacional, el portavoz de la Fundación Suzuki, Diego Creimer, destacó que las inversiones efectuadas por la Caja de Depósitos e Inversiones de Quebec son incompatibles con el Acuerdo de París, con la ciencia climática y con los derechos indígenas.

Escuche
Etiquetado con: , , ,
Publicado en: Canadá, Crónica, Internacional, Medioambiente, Sociedad

¿Encontró un error? ¡Pulse aquí!

@*@ Comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 caracteres disponibles

Aclaración: al enviarnos su comentario, usted reconoce que Radio Canadá Internacional tiene derecho a reproducir y a difundir el mismo, total o parcialmente, de la forma que fuere. Cabe destacar que Radio Canadá Internacional no endosa las opiniones vertidas por los internautas. Sus comentarios serán leídos y publicados si respetan las condiciones de nuestro sitio internet, aquí denominadas “Netiquette”.

Reglas de utilización »

Al verter sus opiniones en un foro público, debe ser igual de cortés que si estuviera frente a un interlocutor. No se tolerarán ataques ni insultos personales. Una cosa es no estar de acuerdo con una opinión, una idea o un hecho, y otra es faltar el respeto al prójimo. Las personas elocuentes no siempre están de acuerdo, y justamente ahí reside el interés de los foros.

La "netiquette" es el conjunto de reglas de conducta que rigen el comportamiento de los internautas. Antes de intervenir en una tribuna, es importante conocer estas reglas. Caso contrario, usted corre el riesgo de ser expulsado.

  1. Los foros de RCInet.ca no son anónimos. Al inscribirse, los usuarios deben ingresar su nombre, apellido y lugar de residencia. Estos datos aparecerán junto al comentario. RCInet.ca se reserva el derecho de no publicar un comentario si duda de la identidad de su autor.
  2. La usurpación de identidad con la intención de inducir a error o de perjudicar a un tercero es una infracción grave plausible de expulsión.
  3. Los foros de RCInet.ca están abiertos a todos, sin distinción de edad, origen étnico, religión, género ni orientación sexual.
  4. Las declaraciones difamatorias, agresivas, racistas, xenófobas, homofóbicas, sexistas o prejuiciosas hacia algún origen étnico, religión o franja etaria no serán publicadas.
  5. En Internet, las mayúsculas equivalen a gritos y pueden ser interpretadas como un signo de agresividad, lo cual resulta desagradable para los demás. Todo mensaje que contenga una o varias palabras en mayúscula (con excepción de las siglas y los acrónimos) será rechazado. Igual suerte correrán los mensajes que contengan una o varias palabras en letra negrita, itálica o subrayada.
  6. El lenguaje vulgar, obsceno o malintencionado está prohibido. Los foros son lugares públicos y sus declaraciones podrían herir la sensibilidad de otros internautas. Las personas que utilicen un lenguaje grosero serán expulsadas.
  7. El respeto mutuo es una condición de base. Por eso mismo está prohibido injuriar, amenazar o acosar a otro usuario. Usted puede expresar su desacuerdo sin atacar al prójimo.
  8. El intercambio de opiniones y puntos de vista discordantes es un elemento clave en todo debate sano, pero no debe transformarse en un diálogo ni en una discusión privada entre dos participantes que se interpelan sin importarles lo que piensen los demás. Los mensajes de esta naturaleza no serán publicados.
  9. Radio Canadá Internacional emite en cinco lenguas. Los debates en los foros deben realizarse en la misma lengua que el contenido al que hacen referencia. El uso de otras lenguas, con excepción de unas pocas palabras, está prohibido.
  10. Los mensajes que no tengan relación con el tema comentado no serán publicados.
  11. El envío reiterado de un mismo mensaje perjudica el intercambio de opiniones y por ende no será tolerado.
  12. La inserción de imágenes o de cualquier otro tipo de archivo en un comentario está prohibida. La inclusión de hipervínculos hacia otros sitios está permitida, a condición de que se respete la “netiquette”. Sin embargo, Radio Canadá Internacional no es responsable del contenido de estos sitios externos.
  13. La copia de texto de un tercero, aun cuando se incluya la referencia al autor, es inaceptable si la citación constituye la mayor parte del comentario.
  14. La publicidad y la convocación a movilizaciones, de cualquier forma que fuere, está prohibida en los foros de Radio Canadá Internacional.
  15. Todos los comentarios y contenidos son evaluados antes de su publicación. Radio Canadá Internacional se reserva el derecho de no publicar los mensajes de los internautas.
  16. En todo momento y sin preaviso, Radio Canadá Internacional se reserva el derecho de cerrar un foro.
  17. Radio Canadá Internacional se reserva el derecho de modificar este conjunto de reglas de conducta (netiquette) en cualquier momento y sin preaviso.
  18. Al participar en un foro, usted autoriza a Radio Canadá Internacional a publicar sus comentarios en Internet por un periodo de tiempo indeterminado. Esto significa asimismo que los mensajes serán indexados por los motores de búsqueda de Internet.
  19. Radio Canadá Internacional no está obligada, bajo ningún punto de vista, a retirar sus comentarios de Internet, aunque usted así lo requiriere. Por este motivo, le rogamos que reflexione detenidamente sobre el contenido y las posibles consecuencias de los mensajes que nos envía.

*