iStockPhoto.com

Estudio: Canadá no es un modelo de bienestar infantil

Las alarmas suenan en Canadá luego de un estudio realizado por ciertos organismos que concluyeron que el país no es un modelo en lo que a bienestar infantil se refiere. Es a partir del resultado de un nuevo estudio realizado por el Instituto O’Brien de Salud Pública de la Universidad de Calgary en conjunto con “Children First Canada” una organización que se dedica a promover el bienestar de los niños en el país.

Este estudio, hecho público en el sitio de ici.radio-canada por la periodista Mathilde Monteyne, indica que el retrato del bienestar infantil no es lo que se esperaba en Canadá. Según Sara Austin, fundadora y directora principal del organismo “Children First Canada”, “hay problemas urgentes que afectan a los niños en Canadá y estos problemas no están recibiendo suficiente atención”.

iStockPhoto.com

De acuerdo a este informe, que lleva el título “Criando a Canadá: un llamado a la acción (Raising Canada: a call to action)” los datos que fueron reunidos a partir de diversas instituciones nacionales e internacionales en los últimos años para describir la situación de las niñas y niños canadienses, no son para nada alentadores.  El informe indica que las niñas y niños, que representan casi una cuarta parte de la población canadiense, no viven en uno de los mejores lugares del mundo para ser criados. El documento señala que hay demasiados niños en el país en situación de riesgo por amenazas a su bienestar físico y emocional.

Escuche

Datos alarmantes

Si bien Canadá en uno de los países con un alto desarrollo económico y humano lo que lo ubica entre los más altos a nivel global, el documento deja ver que de los 8 millones de niños censados en el país en el 2015, 1,2 millones vivían en hogares declarados como viviendas de bajos ingresos, lo que se traduce en más de un millón de niños pobres o que viven en lugares no del todo propicios o con una nutrición inadecuada. En este panorama, los niños más afectados son los autóctonos.

Igualmente, los datos que sobresalen de este informe demuestran que hay una variación de estas tasas dependiendo de las provincias. La pobreza infantil golpea con mucha más fuerza las provincias marítimas y Manitoba mientras que Alberta y Quebec tienen tasa más bajas.

iStockPhoto.com / wildpixel

Para paliar esta situación, Sara Austin y profesionales y miembros de varias organizaciones de bienestar infantil, salud pública y economía hicieron un llamado conjunto para tratar de generar un cambio, empezando por una serie de recomendaciones, a saber:

Crear una comisión Nacional para la Infancia y la Juventud. Este organismo adoptaría la forma de una oficina totalmente independiente pero capaz de promover los intereses de los niños y tener el poder de hacer participar a los gobiernos en caso de necesidad.

Garantizar la transparencia de los fondos nacionales con la publicación de un presupuesto para la infancia, que fiscalizará una distribución más justa de los recursos.

Aplicar como se debería,  la Convención Internacional sobre los Derechos del Niño y la Carta Canadiense de los niños.

Fuente: de un artículo de Mathilde Monteyne de ici.radio-canada.

Categorías: Salud, Sociedad
Etiquetas: , , , ,

¿Encontró un error? ¡Pulse aquí!

@*@ Comments

Deja un comentario

Aclaración: al enviarnos su comentario, usted reconoce que Radio Canadá Internacional tiene derecho a reproducir y a difundir el mismo, total o parcialmente, de la forma que fuere. Cabe destacar que Radio Canadá Internacional no endosa las opiniones vertidas por los internautas. Sus comentarios serán leídos y publicados si respetan las condiciones de nuestro sitio internet, aquí denominadas “Netiqueta”.

Netiqueta
Al verter sus opiniones en un foro público, debe ser igual de cortés que si estuviera frente a un interlocutor. No se tolerarán ataques ni insultos personales. Una cosa es no estar de acuerdo con una opinión, una idea o un hecho, y otra es faltar el respeto al prójimo. Las personas elocuentes no siempre están de acuerdo, y justamente ahí reside el interés de los foros.

La «netiqueta» es el conjunto de reglas de conducta que rigen el comportamiento de los internautas. Antes de intervenir en una tribuna, es importante conocer estas reglas. Caso contrario, usted corre el riesgo de ser expulsado.

  1. Los foros de RCInet.ca no son anónimos. Al inscribirse, los usuarios deben ingresar su nombre, apellido y lugar de residencia. Estos datos aparecerán junto al comentario. RCInet.ca se reserva el derecho de no publicar un comentario si duda de la identidad de su autor.
  2. La usurpación de identidad con la intención de inducir a error o de perjudicar a un tercero es una infracción grave plausible de expulsión.
  3. Los foros de RCInet.ca están abiertos a todos, sin distinción de edad, origen étnico, religión, género ni orientación sexual.
  4. Las declaraciones difamatorias, agresivas, racistas, xenófobas, homofóbicas, sexistas o prejuiciosas hacia algún origen étnico, religión o franja etaria no serán publicadas.
  5. En Internet, las mayúsculas equivalen a gritos y pueden ser interpretadas como un signo de agresividad, lo cual resulta desagradable para los demás. Todo mensaje que contenga una o varias palabras en mayúscula (con excepción de las siglas y los acrónimos) será rechazado. Igual suerte correrán los mensajes que contengan una o varias palabras en letra negrita, itálica o subrayada.
  6. El lenguaje vulgar, obsceno o malintencionado está prohibido. Los foros son lugares públicos y sus declaraciones podrían herir la sensibilidad de otros internautas. Las personas que utilicen un lenguaje grosero serán expulsadas.
  7. El respeto mutuo es una condición de base. Por eso mismo está prohibido injuriar, amenazar o acosar a otro usuario. Usted puede expresar su desacuerdo sin atacar al prójimo.
  8. El intercambio de opiniones y puntos de vista discordantes es un elemento clave en todo debate sano, pero no debe transformarse en un diálogo ni en una discusión privada entre dos participantes que se interpelan sin importarles lo que piensen los demás. Los mensajes de esta naturaleza no serán publicados.
  9. Radio Canadá Internacional emite en cinco lenguas. Los debates en los foros deben realizarse en la misma lengua que el contenido al que hacen referencia o en uno de los dos idiomas oficiales, inglés o francés. El uso de otras lenguas, con excepción de unas pocas palabras, está prohibido.
  10. Los mensajes que no tengan relación con el tema comentado no serán publicados.
  11. El envío reiterado de un mismo mensaje perjudica el intercambio de opiniones y por ende no será tolerado.
  12. La inserción de imágenes o de cualquier otro tipo de archivo en un comentario está prohibida. La inclusión de hipervínculos hacia otros sitios está permitida, a condición de que se respete la “netiqueta”. Sin embargo, Radio Canadá Internacional no es responsable del contenido de estos sitios externos.
  13. La copia de texto de un tercero, aun cuando se incluya la referencia al autor, es inaceptable si la citación constituye la mayor parte del comentario.
  14. La publicidad y la convocación a movilizaciones, de cualquier forma que fuere, está prohibida en los foros de Radio Canadá Internacional.
  15. Todos los comentarios y contenidos son evaluados antes de su publicación. Radio Canadá Internacional se reserva el derecho de no publicar los mensajes de los internautas.
  16. En todo momento y sin preaviso, Radio Canadá Internacional se reserva el derecho de cerrar un foro.
  17. Radio Canadá Internacional se reserva el derecho de modificar este conjunto de reglas de conducta (netiqueta) en cualquier momento y sin preaviso.
  18. Al participar en un foro, usted autoriza a Radio Canadá Internacional a publicar sus comentarios en Internet por un periodo de tiempo indeterminado. Esto significa asimismo que los mensajes serán indexados por los motores de búsqueda de Internet.
  19. Radio Canadá Internacional no está obligada, bajo ningún punto de vista, a retirar sus comentarios de Internet, aunque usted así lo requiriere. Por este motivo, le rogamos que reflexione detenidamente sobre el contenido y las posibles consecuencias de los mensajes que nos envía.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*