El grupo de trabajadores que iniciaron el proceso de sindicalización de Radio Voces Latinas: De Izq a derecha de pie: Silvia Mendez, Arturo Gutierrez, Martha Pinzon, Carlos Parada. Sentados de Izq a derecha: Sandra Farias, Sofia Grande, Jose Bendezu Credito de la foto: Rodrigo Briones, Toronto.

Por primera vez en Canadá una radio hispana se sindicaliza

Share

“Nosotros, como una pequeña radio étnica encontramos que la sindicalización era un herramienta para poder preservar el mandato de la radio que es servir los intereses de la comunidad de manera global y dando una continuidad, una estructura. Hoy la radio tiene una ley que está regulada por el gobierno federal canadiense a través del CRTC. Y además tiene un convenio colectivo que les da a las personas que trabajan en la radio un marco legal laboral y derechos y responsabilidades”.

– Sandra Farías, periodista de Radio Voces Latinas

El personal de una radio en el Centro Comunitario Latinoamericano San Lorenzo de la ciudad de Toronto logró por primera vez firmar una convención colectiva. Un hecho inédito para una radio comunitaria hispana en Canadá.

Sandra Farías, periodista de Radio Voces Latinas, es la persona que estuvo al frente de las negociaciones que llevaron a la firma de del primer acuerdo colectivo.

El contexto en el que nace, se desarrolla y se sindicaliza Radio Voces Latinas

Sandra Farías recuerda que hace 15 años y por primera vez,  un espacio hispano de comunicación  lograba ser reconocido por el Consejo de la Radiodifusión y las Telecomunicaciones Canadienses, CRTC, el organismo que regula todos los medios de comunicación públicos no comerciales en Canadá. Esa radio, dice, nació como una necesidad ante una comunidad en crecimiento constante a lo largo de los años debido a las olas migratorias que trajeron a muchos latinoamericanos a las grandes ciudades canadienses.

“Pero en Canadá no existía una radio que transmitiera las 24 horas para ese público en español, que representa a unas 20 comunidades hispanoparlantes. Y estas comunidades carecían de servicios informativos durante el día. Lo que sí existía en ese momento cuando se creó Radio Voces Latinas eran radios de circuito cerrado y programas en español que se transmitían a través de algunas radios, pero no una señal permanente.”

Radio Voces Latinas vino a cubrir ese vacío. Sandra Farías destaca que entonces el CRTC reconoció la importancia de que los hispanos en Canadá tuvieran una radio que los sirviera todo el día, con contenidos que facilitaran la integración de las nuevas comunidades y de los nuevos inmigrantes que han estado llegando de manera constante en los últimos 15 años en el país.

Somos un  pequeño grupo de trabajadores de planta que trabaja regularmente, y existe una planta de trabajadores voluntarios, que con mucho esfuerzo se suma a la construcción de este proyecto comunitario.

Inicio del proceso

La audiencia de la radio iba en constante crecimiento. Pero eso no repercutía  en las condiciones laborales y como todos los medios de comunicación, la radio se enfrentaba a la precarización del trabajo explica Sandra farías.

“Lo que significaba cada vez menos oportunidades laborales, contratos de trabajo cortos, de menor calidad, inestabilidad en cuanto a la continuidad laboral de todos los trabajos que se hicieron regulares en la radio pero que no habían estado profesionalizados adecuadamente con un  convenio colectivo”.

Esa necesidad fue surgiendo de los trabajadores mismos que comenzaron a informarse, a buscar ayuda a través de sindicatos ya organizados de profesionales de medios de comunicación. La colaboración llegó de la mano del sindicato UNIFOR 87 M, uno de los sindicatos que apoya a todas las organizaciones periodísticas en Ontario, entre ellos, a los periodistas del Toronto Star, del Globe and Mail, del Sun, y otros medios como la revista Maclean’s, expresa Sandra Farías.

Martha Pinzon, Sandra Farias y José Bendezu, empleados de Radio Voces Latinas, muestran su primer acuerdo colectivo, negociado con la ayuda de su Representante Sindical Local Brad Honywill (izquierda).

En suma, eso abre las puertas para que los profesionales, los periodistas, los productores y trabajadores de los medios puedan colectivamente plantear sus derechos, sus demandas laborales, y obtener un convenio colectivo que da responsabilidades y derechos. Tanto para los trabajadores como para los empleadores de estos medios.

¿Dificultades en el camino?

Cualquier convenio de trabajo en un proceso de sindicalización enfrenta muchas barreras.

Los sindicatos son asociaciones de trabajadores y patrones, por lo tanto, cada uno defiende sus propios intereses. Es por eso que los conflictos en cualquier negociación laboral son inevitables.

Sandra señala varios obstáculos que hubo que hacer frente.

“El primero es pensar que uno tiene que solucionar sus problemas individualmente. Y cuando se plantean esos problemas y se ve que los problemas que tenemos los periodistas son problemas globales y colectivos-hoy precisamente es el día mundial de la libertad de  prensa- es bueno reflexionar sobre la problemática que existe sobre en todo los medios de comunicación, grandes y pequeños”.

Sandra enumera la problemática global que afecta al trabajo de los periodistas en el mundo. Como los fenómenos de concentración de los medios de comunicación, la precarización laboral, la digitalización, la pérdida de empleos,  todos estos, dice, son problemas y amenazas.

Y más aún el tema del límite que se ha creado entre saber cuál es la información verificada y aquella que no lo está y que hoy es también un riesgo para la misma credibilidad de los periodistas.

Los fenómenos que afectan a los medios son globales

Desde lo local  a lo general las organizaciones tienen el rol y el mandato más importante que es dar información verificada a la comunidad a la que sirven. Proporcionar herramientas que sostengan el derecho a la información,  que es un derecho humano. Esas son tareas esenciales en una sociedad que busca democratizar la comunicación hacia toda la sociedad.

“Nosotros, como una pequeña radio étnica encontramos que la sindicalización era un herramienta para poder preservar el mandato de la radio que es servir los intereses de la comunidad de manera global y dando a futuro una continuidad, una estructura. Pensemos que hoy la radio tiene una ley que está regulada por el gobierno federal canadiense a través del CRTC. Y además tiene un convenio colectivo que les da a las personas que trabajan en la radio un marco legal laboral y derechos y responsabilidades.

Las nuevas generaciones que comiencen con esta tarea importante que es la de informar a la comunidad van a partir con un sistema ordenado y estructurado hacia adelante.

Cómo se reflejan los cambios en el lugar de trabajo  

Los beneficios a partir de la firma del convenio colectivo fueron inmediatos.

Sandra destaca una muy importante.

“Se logró la equidad de género para hombres y mujeres. Los hombres cobraban un salario mayor que las mujeres por el mismo trabajo. Esta es una tendencia en muchos medios en Latinoamérica también y en otros sectores de la economía y aquí en la provincia de Ontario es un problema también en muchos lugares de trabajo”.

También los trabajadores de planta permanente como los de a tiempo parcial obtuvieron un aumento salarial del orden del 30%.

Los miembros del sindicato de Radio Voces Latinas CHHA 1610 AM ratificaron el acuerdo el sábado 9 de marzo.

Escuche

Esto y mucho más en la entrevista de Radio Canadá Internacional con Sandra Farías, periodista de Radio Voces Latinas, quien lideró las negociaciones que llevaron a la firma de del primer acuerdo colectivo de una radio hispana en Canadá.

Share
Etiquetado con: , , ,
Publicado en: Economía, Sociedad

¿Encontró un error? ¡Pulse aquí!

@*@ Comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 caracteres disponibles

Aclaración: al enviarnos su comentario, usted reconoce que Radio Canadá Internacional tiene derecho a reproducir y a difundir el mismo, total o parcialmente, de la forma que fuere. Cabe destacar que Radio Canadá Internacional no endosa las opiniones vertidas por los internautas. Sus comentarios serán leídos y publicados si respetan las condiciones de nuestro sitio internet, aquí denominadas “Netiquette”.

Reglas de utilización »

Al verter sus opiniones en un foro público, debe ser igual de cortés que si estuviera frente a un interlocutor. No se tolerarán ataques ni insultos personales. Una cosa es no estar de acuerdo con una opinión, una idea o un hecho, y otra es faltar el respeto al prójimo. Las personas elocuentes no siempre están de acuerdo, y justamente ahí reside el interés de los foros.

La "netiquette" es el conjunto de reglas de conducta que rigen el comportamiento de los internautas. Antes de intervenir en una tribuna, es importante conocer estas reglas. Caso contrario, usted corre el riesgo de ser expulsado.

  1. Los foros de RCInet.ca no son anónimos. Al inscribirse, los usuarios deben ingresar su nombre, apellido y lugar de residencia. Estos datos aparecerán junto al comentario. RCInet.ca se reserva el derecho de no publicar un comentario si duda de la identidad de su autor.
  2. La usurpación de identidad con la intención de inducir a error o de perjudicar a un tercero es una infracción grave plausible de expulsión.
  3. Los foros de RCInet.ca están abiertos a todos, sin distinción de edad, origen étnico, religión, género ni orientación sexual.
  4. Las declaraciones difamatorias, agresivas, racistas, xenófobas, homofóbicas, sexistas o prejuiciosas hacia algún origen étnico, religión o franja etaria no serán publicadas.
  5. En Internet, las mayúsculas equivalen a gritos y pueden ser interpretadas como un signo de agresividad, lo cual resulta desagradable para los demás. Todo mensaje que contenga una o varias palabras en mayúscula (con excepción de las siglas y los acrónimos) será rechazado. Igual suerte correrán los mensajes que contengan una o varias palabras en letra negrita, itálica o subrayada.
  6. El lenguaje vulgar, obsceno o malintencionado está prohibido. Los foros son lugares públicos y sus declaraciones podrían herir la sensibilidad de otros internautas. Las personas que utilicen un lenguaje grosero serán expulsadas.
  7. El respeto mutuo es una condición de base. Por eso mismo está prohibido injuriar, amenazar o acosar a otro usuario. Usted puede expresar su desacuerdo sin atacar al prójimo.
  8. El intercambio de opiniones y puntos de vista discordantes es un elemento clave en todo debate sano, pero no debe transformarse en un diálogo ni en una discusión privada entre dos participantes que se interpelan sin importarles lo que piensen los demás. Los mensajes de esta naturaleza no serán publicados.
  9. Radio Canadá Internacional emite en cinco lenguas. Los debates en los foros deben realizarse en la misma lengua que el contenido al que hacen referencia. El uso de otras lenguas, con excepción de unas pocas palabras, está prohibido.
  10. Los mensajes que no tengan relación con el tema comentado no serán publicados.
  11. El envío reiterado de un mismo mensaje perjudica el intercambio de opiniones y por ende no será tolerado.
  12. La inserción de imágenes o de cualquier otro tipo de archivo en un comentario está prohibida. La inclusión de hipervínculos hacia otros sitios está permitida, a condición de que se respete la “netiquette”. Sin embargo, Radio Canadá Internacional no es responsable del contenido de estos sitios externos.
  13. La copia de texto de un tercero, aun cuando se incluya la referencia al autor, es inaceptable si la citación constituye la mayor parte del comentario.
  14. La publicidad y la convocación a movilizaciones, de cualquier forma que fuere, está prohibida en los foros de Radio Canadá Internacional.
  15. Todos los comentarios y contenidos son evaluados antes de su publicación. Radio Canadá Internacional se reserva el derecho de no publicar los mensajes de los internautas.
  16. En todo momento y sin preaviso, Radio Canadá Internacional se reserva el derecho de cerrar un foro.
  17. Radio Canadá Internacional se reserva el derecho de modificar este conjunto de reglas de conducta (netiquette) en cualquier momento y sin preaviso.
  18. Al participar en un foro, usted autoriza a Radio Canadá Internacional a publicar sus comentarios en Internet por un periodo de tiempo indeterminado. Esto significa asimismo que los mensajes serán indexados por los motores de búsqueda de Internet.
  19. Radio Canadá Internacional no está obligada, bajo ningún punto de vista, a retirar sus comentarios de Internet, aunque usted así lo requiriere. Por este motivo, le rogamos que reflexione detenidamente sobre el contenido y las posibles consecuencias de los mensajes que nos envía.

*