Los afrocanadienses son fuertes y ambiciosos pero siguen siendo víctimas de racismo

Los afrocanadienses siguen siendo víctimas de racismo estructural dentro de muchas instituciones canadienses como la policía, dice informe de la ONU (Foto: ©iStock/marieclaudelemay)

Los jóvenes negros tienen aspiraciones educativas más altas pero un nivel educativo más bajo que otros jóvenes, pero son más resilientes que el resto de la población. Por su parte, los adultos afrodescendientes de Canadá tienen menos probabilidades de tener un empleo que el resto de la población adulta, según informe de Estadísticas Canadá. Además, los afrocanadienses siguen siendo  víctimas de racismo estructural dentro de muchas instituciones canadienses como la policía, concluyó otro estudio de la ONU.

En el contexto del Decenio Internacional de las Naciones Unidas para las Personas de Ascendencia Africana y el Mes de la Historia de los Negros, el Ministerio de Estadística del Canadá publicó este martes dos artículos sobre la educación y mercado laboral de la población negra del Canadá.

Entre las principales conclusiones:

  • Los jóvenes negros tienen aspiraciones educativas más altas pero un nivel educativo más bajo que otros jóvenes

Para comprender mejor las vías de educación de la población negra, la Oficina de Estadística del Canadá hizo un seguimiento de una cohorte de jóvenes durante 10 años, de 2006 a 2016.

Los resultados indican que los jóvenes negros tenían las mismas probabilidades que otros jóvenes canadienses de la misma cohorte de obtener un diploma de enseñanza secundaria, pero tenían menos probabilidades de obtener un título postsecundario, en particular los varones.

Por ejemplo, en 2006, entre los varones negros de 13 a 17 años de edad, poco más de la mitad (51%) había obtenido un título postsecundario 10 años más tarde, en comparación con los de 23 a 27 años de edad. Esto se compara con casi dos tercios (62%) de otros chicos del mismo grupo de edad.

Esas diferencias eran menos pronunciadas en el caso de las mujeres: más de dos tercios (69%) de las mujeres negras de 13 a 17 años de edad en 2006 habían obtenido un título postsecundario 10 años más tarde, en comparación con tres cuartos (75%) de otras mujeres de la misma cohorte.

Estas diferencias en los logros educativos continuaron después de controlar una serie de características, como la educación de los padres, los ingresos familiares, la estructura familiar y la condición de inmigrante.

Dicho esto, el menor nivel educativo de los jóvenes negros no se debe a menores aspiraciones educativas. En 2016, casi todos los jóvenes negros de 15 a 25 años de edad indicaron que querían un título universitario (94%), en comparación con el 82% de otros jóvenes del mismo grupo de edad.

(Foto: ©iStock/NicolasMcComber)
  • Los adultos negros tienen menos probabilidades de estar empleados que el resto de la población adulta

    Si bien el nivel educativo es un factor importante para el éxito de los jóvenes canadienses, la participación en el mercado laboral y los ingresos anuales son indicadores importantes del bienestar socioeconómico de los adultos en edad de trabajar.

Existen importantes diferencias entre los negros y el resto de la población adulta en cuanto a empleo e ingresos, y esas diferencias se han ampliado con el tiempo, a pesar del aumento de los logros educativos de los negros.

De 2001 a 2016, por ejemplo, la tasa de empleo de las mujeres negras de 25 a 59 años de edad se mantuvo en el 71%, mientras que aumentó en el caso de otras mujeres del mismo grupo de edad del 72% al 75%.

De manera similar, la brecha en los salarios medios anuales se ha ampliado entre los negros y el resto de la población en edad de trabajar, en gran medida porque los salarios de los negros no han aumentado tan rápidamente como los de otros trabajadores.

Estas diferencias pueden deberse a otras diferencias, como por ejemplo, diferencias en las características del trabajo.

Conclusiones semejantes de observadores de la ONU

Los análisis e informaciones de Estadísticas Canadá hacen eco de las conclusiones de Grupo de Trabajo de Expertos sobre las Personas de Ascendencia Africana de Naciones Unidas que realizó una visita a Canadá por invitación del Gobierno de Canadá y que publicó posteriormente un informe al respecto.

En el documento, el Grupo que visitó Ottawa, Toronto, Halifax y Montreal, dijo que a pesar de la reputación de promover el multiculturalismo y la diversidad y de las medidas positivas adoptadas por el Gobierno nacional y los gobiernos provinciales, está profundamente preocupado por el racismo estructural que se encuentra en el centro de muchas instituciones canadienses y por el racismo sistémico contra los negros que sigue teniendo un impacto negativo en la situación de los derechos humanos de los afrocanadienses.

«La historia de esclavitud, segregación racial y marginación de los afrocanadienses en el Canadá ha dejado un legado de racismo contra los negros y ha tenido efectos perjudiciales en las personas de ascendencia africana, que deben abordarse en colaboración con las comunidades afectadas.»Informe del Grupo
(Foto: ©Mark Wilson/Getty Images)

Según el Grupo de Trabajo, faltan datos e investigaciones basados en la raza que puedan servir de base para la prevención, la intervención y las estrategias de protección de los derechos humanos de los afrocanadienses.

«Pero, los perfiles raciales por parte de agentes de policía u otros funcionarios públicos y el uso arbitrario de «carding», o controles callejeros, afectan de manera desproporcionada a las personas de ascendencia africana. Al Grupo de Trabajo le preocupa el uso excesivo de la fuerza y las muertes relacionadas con la policía, especialmente cuando se trata de casos en que intervienen personas vulnerables de ascendencia africana, como los enfermos mentales o los que se encuentran en crisis por otros motivos. También le preocupa que no existan estadísticas basadas en la raza sobre los incidentes policiales mortales en que hayan participado personas de ascendencia africana.»Extracto del informe

El Grupo de Trabajo de la ONU dijo también estar «sumamente preocupado por la práctica y el uso excesivo de la segregación o el aislamiento en los establecimientos penitenciarios», la falta de una vigilancia adecuada y la ausencia de datos sobre la raza, el estado de salud mental o el género de los reclusos.

Los expertos de Naciones Unidas dijeron observar que los reclusos que hacen valer sus derechos son objeto de represalias por parte de los guardias de prisiones mediante sanciones disciplinarias, incluido el aislamiento. La congelación de la contratación de funcionarios de prisiones en los últimos años ha dado lugar a una grave escasez de personal, lo que ha dado lugar a la frecuente utilización de los cierres que ha reducido aún más los derechos humanos de los detenidos, que en su mayoría son afrocanadienses.

En lo que concierne a las mujeres afrocanadienses, el grupo concluyó que se encuentran atrapadas en un ciclo de pobreza, con bajos niveles de promoción profesional y/o de carrera, sin acceso a la justicia y privadas de los recursos necesarios para disfrutar y participar plenamente en la cultura y la vida canadienses.

Según se informa, las mujeres y niñas afrocanadienses son blanco de la policía y están cada vez más en contacto con el sistema de justicia penal como una de las poblaciones penitenciarias de más rápido crecimiento.

RCI con informaciones de Estadísticas Canadá y del Grupo de Trabajo de Expertos sobre las Personas de Ascendencia Africana de Naciones Unidas. 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Compartir

Luc Simard – Director de la Diversidad y de Relaciones Ciudadanas de Radio-Canadá

Vidéos • En francés

Visítenos

RCI • Radio Canada International

Su opinión sobre el mes de la Historia de la Negritud

El mes de la Historia de la Negritud se celebra solo en Norteamérica y el Reino Unido. ¿Piensa usted que debería celebrarse en todo el mundo?

Ver resultados